fbpx

Hormonas

Las alteraciones hormonales tanto en la mujer como en el hombre, son algo habitual en la sociedad occidental actual. Son varios los mecanismos de acción implicados en las alteraciones hormonales, entre ellos destaca el efecto de los disruptores endocrinos. Estos disruptores endocrinos tienen la capacidad de comportarse como falsas hormonas que al unirse a su receptor dan lugar a funciones alteradas.

 

Las glándulas más sensibles a estas hormonas de engaño son la glándula tiroides, los ovarios, la próstata o el hígado, y pueden dar síntomas como acné, síndrome de ovarios poliquísticos, desórdenes de la regla como sangrados, amenorrea o menopausia precoz, hiperplásia benigna de próstata y problemas de fertilidad tanto en la mujer como en el hombre.

 

A día de hoy, la mayor presencia de disruptores endocrinos se encuentra en la alimentación industrial, la contaminación del medio ambiente, en el uso de hormonas anticonceptivas o tratamientos hormonales de fertilidad.

 

Otros mecanismos habituales implicados en las alteraciones hormonales son el sedentarismo, la obesidad, una alimentación inflamatoria, el estrés mantenido, el ritmo de vida, carencia de horas de sueño de calidad…

 

Para tratar con éxito cualquiera de los desórdenes nombrados previamente es necesario conocer los matices de cada persona y los mecanismos implicados en cada paciente. Para ello, será imprescindible realizar un proceso diagnóstico completo donde se evalúen todos los posibles factores y sus interacciones.

Tratamientos
enviar un whatsapp